Un nuevo microorganismo capaz de descontaminar el agua

Estándar

El Uranio es un elemento químico de la serie de los actínidos cuyo símbolo es U y número atómico, 92. El U natural tiene tres isótopos: 238U, 235U y 234U de los cuáles sólo 235U es físil. Un isótopo es físil cuándo es capaz de experimentar una reacción nuclear en cadena con neutrones de cualquier energía. Un núcleo pesado como 235U se divide en dos o más núcleos pequeños, además de algunos subproductos como neutrones libres, fotones (generalmente rayos gamma) y otros fragmentos del núcleo como partículas α (núcleos de helio) y β (electrones y positrones de alta energía).

La fisión de los núcleos pesados es un proceso exotérmico donde se libera grandes cantidades de energía. Más que en las reacciones químicas convencionales. Por esta razón un de los principales usos del U es el de combustible para los reactores nucleares de las centrales nucleares donde se genera grandes cantidades de energía esléctrica a partir de energía nuclear, además de residuos radiactivos que pueden ser fuentes de contaminación.

Un grupo de la Universidad Estatal de Michigan (Estados Unidos) dirigido por Gemma Reguera ha desarrollado, patentado y mejorado un microorganismo capaz de limpiar la contaminación provocada en el agua por productos radioactivos como el uranio.

La Geobacter sulfurreducens es una bacteria anaeróbica gram-negativa, reductora de azufre. Estas bacterias están cubiertas por unos pequeños filamentos llamados Pili (Pilus). En un trabajo anterior, la Dra Reguera y su equipo publicaron, en la PNAS, sobre la posibilidad de utilizar las bacterias Geobacter y sus filamentos o pili conductores para limpiar los residuos nucleares y otro tipo de contaminación. Los filamentos de las Geobacter funcionan como nanocables microbianos, capaces de transformar la forma soluble del uranio en una forma menos soluble, de tal manera que sea más fácil su extracción. Os dejo un enlace de las publicaciones de Gemma Reguera et al. (aquí).

Recientemente han publicado en la revista especializada Applied and Environmental Microbiology los resultados de la introducción de una modificación genética en la bacteria Geobacter sulfurreducens que refuerza sus pili y facilita su actividad como captador de contaminantes. Han comprobado, también, que el biofilm de la nueva variedad de Geobacter se convierte en un escudo que aumenta su capacidad para neutralizar aún más el uranio. La mejora también permite que las bacterias sobrevivan más tiempo, incluso cuando se expone a altas concentraciones de material radiactivo. El nuevo Geobacter inmoviliza el uranio disuelto en el agua y lo vuelve a convetir en un producto sólido (menos soluble), evitando o reduciendo la contaminación en el agua. Clicad en las fotos para ver la explicación.

 Fuentes:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s