La era “Post-Antibiótica” está cerca

Estándar

Según un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS), la eficacia decreciente de los antibióticos y otros agentes antimicrobianos es un problema mundial y se debe establecer un sistema de vigilancia para su seguimiento. La resistencia a los antimicrobianos amenaza la prevención y el tratamiento eficaz de una gama cada vez mayor de infecciones causadas por bacterias, parásitos, virus y hongos. La era post-antibiótica, en la que las infecciones comunes y lesiones menores puedan matar, es más bien una posibilidad muy real para el siglo XXI.

El informe de la OMS (aquí), realizado en colaboración con los Estados Miembros y otros asociados, ofrece por primera vez una imagen de la magnitud de la resistencia bacteriana y el estado actual de la vigilancia a nivel mundial. En el dibujo de la derecha podéis ver las dos formas básicas que las bacterias tienen para acumulas resistencias a los antibióticos: la transferencia vertical, en la que las resistencias son transmitidas (en forma de mutaciones) al replicarse la célula y la transferencia horizontal, donde se pasan los genes de una celula a otra en fragmentos de DNA llamados plásmidos (del artículo de Nature “Microbiology: Resistance fighters”).

La resistencia a las bacterias comunes han alcanzado niveles alarmantes en muchas partes del mundo. El informe analiza en detalle las resistencia a los antibióticos de siete bacterias que son responsables de enfermedades comunes y potencialmente serias, como infeciones del torrente sanguíneo (sepsis), diarrea, neumonía, infecciones del tacto urinario y gonorrea. Se ha encontrado que hay incluso resistencia a los antibióticos que se utilizan como último recurso cuando otros falla (resumen del informe aquí)

  • La resistencia al tratamiento de último recurso para las infecciones potencialmente mortales causadas por la bacteria Klebsiella pneumoniae, está extendido en todas las regiones del mundo. Esta bacteria intestinal es causa principal de las infecciones adquiridas en los hospitales como la neumonís, infecciones del torrente sanguíneo, infecciones en los recién nacidos y pacientes de la unidad de cuidados intensivos. En algunos países , debido a la resistencia, los antibióticos carbapenem no funcionan en más de la mitad de la personas.
  • La resistencia a uno de los medicamentos antibacterianos más utilizados para el tratamiento de infecciones de las vías urinarias causadas por Escherichia coli está muy extendida. En la década de 1980, cuando estos fármacos (fluoroquinolonas) se introdujeron por primera vez, la resistencia era prácticamente cero. Hoy en día, hay muchos países donde este tratamiento es ahora ineficaz en más de la mitad de los pacientes.
  • El fracaso del tratamiento de último recurso de tratamiento para la gonorrea, la tercera generación de cefalosporinas, se ha confirmado en Alemania, Austria, Australia, Canadá, Francia, Japón, Noruega, Eslovenia, Sudáfrica, Suecia y Reino Unido.
  • La resistencia a los antibióticos hace que las personas enfermen durante más tiempo y aumente el riesgo de muerte. Por ejemplo, se estima que las personas con MRSA (Staphylococcus aureus resistente a la meticilina) tienen el 64% más de probabilidades de morir que las personas con una forma no resistente de la infección. La resistencia también aumenta el costo de la atención sanitaria con largas estancias en el hospital y más terapia intensiva requerida.

Image credit: Nik Spencer/Nature

En la revista Nature se ha publicado un suplemento dedicado a los antibióticos (Nature Vol. 509 No. 7498_supp ppS1-S43) por motivo del aumento de las infecciones resistentes a los antibióticos por todo el mundo. Cerca de un medio millón de personas se infectan con tuberculosis resistente a los medicamentos cada año, un tercio de los cuales mueren. Parte del problema surge por el uso excesivo de medicamentos, haciéndoles inútiles. ¡Os lo recomiendo!

El suplemento consta diferentes artículos (de libre acceso) sobre los antibióticos y las reformas agrícolas y sanitarias que se tomarán para derrotar la epidemia bacteriana invasora:

 Además del sistema de vigilancia es necesario los esfuerzos combinados de los investigadores académicos, científicos farmaceúticos y funcionarios para luchar contra el creciente peligro de las enfermedades bacterianas intratables.

Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (MRSA) es ahora invulnerable a muchos antibióticos

Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (MRSA) es ahora invulnerable a muchos antibióticos

Fuentes:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s